El asesor inmobiliario tiene un gran propósito social

Alejandro Blé Maldonado

Alejandro Blé Maldonado

Gerente de Mercadotecnia

Rodrigo Martínez La semana pasada me reuní con varios asesores y directores de oficinas Coldwell Banker. Descubrimos juntos que el objetivo del asesor inmobiliario tiene alcances con dimensión social. Una persona que busca un nuevo hogar liga una propiedad con momentos que quiere recordar y vivir todo el tiempo. Estos momentos representan oportunidades de desarrollo personal no solamente para el cliente, pero para todas las personas que están relacionadas con el. Una familia que se me muda a una nueva comunidad aportará en su forma un empujón a la economía local. Escuelas para los hijos, impuestos, sociabilización con los vecinos y cuidado del vecindario. El asesor por su parte no solo promociona la propiedad. También los establecimientos y comercios que giran alrededor del estilo de vida que acompañará a los nuevos habitantes. Es increíble el impacto social que tiene nuestro papel en una comunidad. Por ejemplo, en un departamento, aportamos convivencia, mantenimiento e ideas nuevas para una mejor vida en el edificio. También aportamos en nuestra proporción los impuestos para las mejoras en la comunidad, como apoyo a los comercios y restaurantes que se encuentran alrededor de nuestra zona. Impresionante como la vivienda tiene un gran impacto social. Desde que la casa se encuentra en venta, el proceso de marketing para promocionarla y el nuevo vecino que aportara su parte para apoyar a su economía local. La tarea del asesor debe tener mejores alcances y encontrar un fin que puede traer satisfacción a dimensiones sociales. Comenta en nuestras redes sociales Síguenos en Facebook e Instagram

Te puede interesar